lunes, 1 de febrero de 2016

Coplas a la muerte de su padre

Tarea Final: Coplas de Jorge Manrique

Para finalizar con la literatura del Siglo XV, tenemos que seleccionar dos coplas consecutivas del poeta Manrique y recitarlas como él las hizo en su momento.
En mi caso he decidido elegir, la I y II copla del poeta, ya que son las primeras que encuentras y son las que te tienen que captar la atención para así atraer al público a continuar leyendo dichas coplas.

Primero nos introduce una primera copla comentándonos el milagro o el poder del vivir y disfrutar de ella, ya que nunca sabe uno cuando llegará la hora en la que dejaremos de poder disfrutarla y apreciarla como cada uno crea y sienta, es decir, resumidamente nos dice que la vida es muy corta y como bien dice el dicho ''la vida son dos días'' y hay que aprovechar cada día como si fuera el último.

Puede ser que el mismo poeta o cualquiera de nosotros nos hayamos arrepentido algún momento de algo, el poeta con su padre, ya que se las dedica a él, pero a nosotros nos podría haber pasado con alguna decisión tomada que hibiéramos creído que es la correcta, pero puede que no haya sido la mejor opción a largo plazo. Pero el tiempo que disponemos está para eso, podemos intentar corregir nuestros errores posibles o crear nuevos momentos.

En la segunda copla nos expone la fugacidad, que es un tema principal en dichas coplas, también lo expone en la primera, pero en esta es más concluyente. Manrique nos explica que cualquier suceso en la vida pasa por algo, puede que nos afecte en mayor o menor medida o que simplemente no le encontremos ninguna explicación.

En mi opinión, pienso que lo que suceda puede ser por alguna razón, pero eso no me quita la idea de que algunos de los sucesos ocurridos en nuestras vidas puedan ser retomadas, por el simple hecho de hacer reflexionar a una persona de haber elegido la opción correcta o no.

En conclusión, la vida es muy corta y nosotros lo único que tenemos que hacer es equivocarnos para volver a rectificar los hechos, disfrutar y compartirla con las personas que realmente quieras. Y si alguna vez te arrepientes de algo, no importa, existen posibles segundas oportunidades.






No hay comentarios:

Publicar un comentario